Modernas instalaciones

Nuestra producción se lleva a cabo en 2 plantas dotadas de alta tecnología y automatizadas, que garantizan una calidad constante y el cumplimiento de todas las normativas higiénico-sanitarias.
Las instalaciones son independientes, con un total de 8 líneas productivas, todas ellas controladas mediante un sistema informático.

Cada día se procesan de 400 a 600 toneladas de leche procedente tanto de Italia como de otros países (siempre dentro de la UE) para obtener de 50 a 80 toneladas de producto elaborado. Todo el proceso productivo, desde la recepción de la leche hasta el empaquetado del producto, es sometido a estrictos y constantes controles efectuados por nuestro laboratorio interno y por otros laboratorios acreditados.

Nuestra mozzarella sale de la fábrica en múltiples formatos y para todos los usos posibles, lista para llegar a nuestros clientes de toda Italia y del mundo.

Para garantizar el mantenimiento de la cadena de frío y la puntualidad de la entrega, trabajamos con empresas certificadas especializadas en el transporte de productos frescos.